La marca y la firma institucional (en realidad una formulación vertical y horizontal de los mismos componentes) son los elementos más representativos del Ayuntamiento de Madrid y deben utilizarse cuando éste sea el protagonista o el emisor de la comunicación.

La construcción de la marca con el escudo, la denominación tipográfica de Madrid y el filete o linea separadora es lo que nos permitirá desarrollar la identidad integrada de áreas, distritos, organismos y submarcas.

Otras representaciones de la marca son el escudo, que actuaría como la mínima expresión simbólica del Ayuntamiento, y el sello, que sería la mínima expresión -con un carácter funcional e informal- de la firma institucional.

Por último tenemos la bandera, un elemento especial, por razones históricas y legales, en la identidad visual del Ayuntamiento.

Sobre la marca, una aclaración debido a las inercias de uso de la anterior: La marca va sin pastilla, no necesita un área de color alrededor, va sola en el color que contraste con el fondo contextual (azul -preferentemente- o negra sobre un fondo claro, blanca sobre un fondo oscuro)